Principios básicos del Pilates

1. Concentración

La concentración es un elemento fundamental para conectar el cuerpo y la mente. Durante la realización de los ejercicios es clave concentrase en el área del cuerpo que se está trabajando y poner atención en sentir la actividad que desarrollan los músculos, percibiendo de qué manera están relacionados entre sí los movimientos del cuerpo. No debemos limitarnos a ejecutar el movimiento, debemos tratar de sentirlo, de utilizar la retroalimentación sensitiva para percibir en cada momento la posición de nuestro cuerpo en el espacio, el movimiento de las articulaciones, y el trabajo de cada músculo. Hay que centrar la atención en la secuencia de movimientos durante su realización, unir la mente con cada movimiento, y visualizar el paso siguiente, para que el sistema nervioso elija la mejor combinación de músculos para realizar el ejercicio. Cuando el cuerpo y la mente llegan a funcionar como un equipo se alcanza realmente el patrón de ejercicio ideal.

Leer más
Estirar o no estirar, esa es la cuestión
Cursos Deportivos Entrenamiento Personal